La carne picada es uno de esos alimentos comodín que no pueden faltar en ninguna cocina. Por eso, hoy en Carnicerías Herrero os dejamos unos trucos y consejos que podréis aplicar en vuestro día a día.

Elige carne recién picada

Sabemos que puede ser tentador coger las bandejas de carne picada del súper. Pero, ¿te has parado a leer sus ingredientes? Especias, cereales, excipientes, sulfitos, colorantes… La lista puede ser interminable.

Antes de meterte ciertas sustancias en el cuerpo, opta siempre por carne recién picada. Aquí la lista de ingredientes es muy reducida, solamente contiene carne. Así que la elección está clara: mejor carne recién picada.

Explica a tu carnicero para qué la vas a emplear

En Carnicerías Herrero mimamos a nuestros clientes. Por eso, si nos indicas para qué vas a emplear la carne, te recomendaremos el corte de carne más adecuado.

Algunos platos requieren que la carne contenga mayor porcentaje de grasa para aportarle jugosidad. Otros requieren carne muy magra.

Si eliges bien la carne notarás la diferencia.

Ojo con el nivel de picado

Dependiendo de cómo sea la máquina picadora de la carnicería, la carne puede necesitar una o varias pasadas para picarse adecuadamente.

Es mejor consultar con tu carnicero, porque puede ocurrir que la carne quede tan picada que se convierta en una pasta o masa sin textura.

Piensa bien si eso es lo que necesitas para tu plato. La mayoría de las recetas requieren carne picada en trocitos.

¿Cuándo vas a consumir la carne picada?

Lo ideal sería comprar la carne picada el mismo día que se va a cocinar. Como esto no siempre es posible, en caso de que vayas a tardar más de 24 horas en prepararla, es mejor que la congeles hasta su uso.

Si has comprado mucha carne, no la congeles toda junta. Prepara pequeños paquetes con la cantidad que utilices más habitualmente en tus recetas. Si necesitas más, solo tendrás que tomar varias porciones.

Cuando vayas a descongelarla, olvídate del microondas. Lo mejor es que la pongas en un recipiente o plato en la nevera para que se descongele lentamente.

Tras estos pequeños consejos, solo queda que te hagas con tu carne picada favorita y prepares esa receta con la que triunfas. Recuerda: la calidad de la carne es fundamental.

Nosotros os esperamos en Fuenlabrada para atenderos personalmente con las mejores carnes. Y si lo prefieres, puedes acceder en cualquier momento a nuestra tienda online.